Podemos y las misas

¿Cuándo se enterará la izquierda rancia, Podemos y sus derivados, de que España es un país católico, en el que la gente que quiere va a misa? También los no católicos pueden acudir a las sinagogas, a las mezquitas o a pasear al parque. Pero en su afán de negar la evidencia, de ir contra lo establecido y, sobre todo, de hacer el ridículo, los de Podemos quieren ahora que no se transmitan las misas por la televisión pública. Da igual, porque los enfermos, los que no pueden valerse por sí mismos o los que quieren escuchar la misa en sus casas lo pueden hacer por la cadena de la Iglesia, la 13. Pero ello no obsta para que la televisión pública esté al servicio, por llamarlo de alguna forma, de una religión infinitamente mayoritaria en el país. Lo han intentado todo: eliminar las cruces de los cementerios y de las aulas de los colegios, destetarse en una capilla y faltar el respeto a los creyentes con todas estas machangadas que no hacen otra cosa que convertir a Podemos en un partido patético. Sobre todo por su falta de seso. Estos chicos progres ni siquiera son peligrosos sino que entran en el terreno de lo estrafalario. Ya lo demostraron la primera vez que pisaron las cámaras legislativas. Es como una vuelta al comienzo de la bendita Transición, pro mucho más cutre.- SÓCRATES.

Es una publicación de El Diario de Tenerife.com