Un testigo confirma que la cuadrilla del “Loro Parque” quería llevarse dos eucaliptos, no uno

Uno de los eucaliptos que se salvaron del arboricidio.

  • El zoo de animales en cautividad nos advierte de acciones legales si no rectificamos

Un testigo cualificado confirmó a El Diario de Tenerife.com, y así lo publicó este periódico, que la cuadrilla del “Loro Parque” que intentó arrancar eucaliptos en San Diego, en La Laguna, hace unos días, pretendía llevarse dos árboles y no uno, para lo que contaba con un permiso municipal desde hace más de dos años. El permiso, en su día firmado por el concejal Javier Abréu, ha sido al parecer revocado por la actual edil de Parques y Jardines de La Laguna, Mónica Martín. El testigo es el diputado regional y presidente del PNC, el catedrático de la ULL Juan-Manuel García Ramos, que interrogó a los operarios del “Loro Parque” que pretendían llevarse los árboles. Y le confirmaron que eran dos.

Ayer, el abogado del “Loro Parque”, Jaime Rodríguez Cíe, que ya perdió una causa contra quien esto firma defendiendo a Lorenzo Olarte, hace más de dos décadas, por un asunto de concesión de radios de FM, envió a este diario un burofax, que publicamos íntegramente en la sección de Cartas al Director. Pretende que corrijamos la información sobre el arboricidio y advierte de acciones legales contra este diario on line, y suponemos que contra el autor de la información. Está en su derecho, pero este diario y este periodista no tienen nada que rectificar, aunque sí están dispuestos, como es de educación, a que los citados en la información expongan sus razones sobre el arboricidio (ver la citada sección de Cartas al Director).

El parque de animales en cautividad tenía autorización para arrancar y trasladar un viejo eucalipto de los que fueron plantados tras la conquista para desecar la laguna sobre la que se construyó la ciudad. Repetimos que la concejal actual ha revocado de palabra –es de suponer que lo hará por escrito próximamente— el mencionado permiso.

Camión del “Loro Parque” aparcado en la zona de “San Diego”.

Rodríguez Cíe pretende desmentirnos, lo que no vamos a permitir. Repito que el referido testigo recogió la opinión de un miembro de la cuadrilla del “Loro Parque” sobre sus intenciones de llevarse dos árboles en la zona de San Diego (es verdad, y lo dijimos en su momento, que tenían permiso municipal para arrancar solo uno).
Además, nos preguntamos si, tal y como recoge la autorización –y sería por tanto obligatorio–, había allí algún miembro cualificado del Servicio de Parques y Jardines de La Laguna supervisando la operación de retirada de los eucaliptus. Parece que no. Y yo me pregunto por qué salieron a escape los operarios del “Loro Parque” cuando el diputado Juan-Manuel García Ramos les interpeló sobre el repetidamente citado arboricidio, si tenían licencia.

Los responsables del parque de animales en cautividad radicado en el Puerto de la Cruz se han puesto muy nerviosos con nuestras informaciones. Que se sepa, no han enviado burofax a otros medios que también han publicado la noticia. ¿Fijación con nuestro diario en particular?

Se da la circunstancia de que la Dirección General de Seguridad y Emergencias está preparando un decreto sobre animales en cautividad, que podría afectar al parque portuense. Hay partidos políticos que le quieren dar rango de ley, lo que acabaría con la actuación de animales en los circos itinerantes que se establezcan en las islas y en los propios zoológicos radicados en Canarias.

En Cartas al Director pueden ustedes leer, de pe a pa, las consideraciones, muy respetables pero inaceptables, del estimado y citado letrado, que no hace otra cosa que defender los intereses de su cliente, como es su obligación. Pero nosotros tenemos otros criterios, otras obligaciones, otras informaciones y otros argumentos. Y otros testigos.

Es una publicación de El Diario de Tenerife.com